El colectivo contra el proyecto de Alfa pide al Gobierno «que pare los pies a la empresa»                                      

Grupos ecologistas, vecinales y ganaderos que componen la plataforma han convocado una manifestación para el sábado en Santander

EFE/SANTANDER 02/06/2004

El colectivo de grupos ecologistas, vecinales y ganaderos que se oponen al proyecto de Cementos Alfa «para quemar hasta 50.000 toneladas de residuos tóxicos en su fábrica de Mataporquera» ha convocado para el sábado una manifestación en Santander para pedir al Gobierno de Cantabria que «pare los pies» a la empresa y no le permita que haga algo «gravemente nocivo».

 

Este colectivo, compuesto por un centenar de organizaciones de diversa índole de Cantabria y el norte de Palencia, rechaza el propósito de Alfa de sustituir el combustible derivado de petróleo que ahora emplea en su fábrica de Mataporquera por otro obtenido a partir de residuos peligrosos, porque considera que expondría a toda la comarca a un riesgo de contaminación por dioxinas y furanos.

El portavoz de uno de los grupos que lo componen, la asociación ecologista ARCA, José Ángel Herrera, instó ayer a la Consejería de Medio Ambiente de Cantabria a que se pronuncie sobre el proyecto de la cementera de una forma clara.

Los convocantes hicieron un llamamiento a la población de Santander para que reflexione sobre lo que supondría que «a 50 ó 100 metros de su ventana se quemaran 50.000 toneladas de residuos tóxicos al año» y para, en consecuencia, se sume a la manifestación. Esta comenzará con una concentración a las 11 horas en la plaza del Ayuntamiento de Santander, desde donde los manifestantes se dirigirán, a partir de las 12, hacia el Gobierno de Cantabria tras una pancarta con el lema 'Por nuestra salud'.

Representantes de las agrupaciones de ganaderos y apicultores de la comarca pidieron al Gobierno que tenga en cuenta a las 800 explotaciones de ganado que existen en la zona y las más 20.000 firmas que se han recogido.                        

 

 volver